La búsqueda de la parcela

parcela

Disponer de una buena parcela es el primer paso para poder construir posteriormente una casa de calidad. Esto no quiere decir que un buen arquitecto no pueda exprimir al máximo las posibilidades del solar para hacer una buena casa en cualquier sitio, pero si disponemos de un solar interesante, los resultados serán óptimos, y mucho más fáciles de conseguir.

Aparte del precio, muchos son los condicionantes que afectan a una parcela. Vamos a irlos desgranando, de forma que tengamos una visión de conjunto de todos los factores que determinan la calidad de un solar.

LA UBICACION

Uno de los factores principales, si no el principal. La ubicación de la futura vivienda va a resultar determinante en nuestro modo de vida posterior. Nos vamos a encontrar con parcelas en el interior de núcleos urbanos, en el borde los mismos y en urbanizaciones exteriores. Definir qué es lo mejor ya depende de los intereses de cada uno: tener servicios cerca de casa, no tener que soportar ruidos o tráfico, mayor o menor facilidad de aparcamiento en las proximidades, depender del coche para todo o no, etc...

SERVICIOS DE LOS QUE DISPONE

Para que una parcela se pueda considerar urbana debe contar al menos con acceso rodado, suministro eléctrico, suministro de agua y alcantarillado. Si carece de alguno de estos servicios, es muy probable que el suelo no sea plenamente urbano, y que, aparte de costear las obras necesarias para traer estos servicios a la parcela, tengamos que tramitar proyectos urbanísticos adicionales en el ayuntamiento.

LA PENDIENTE

¿Parcela llana o en pendiente? En principio una parcela llana puede ser más cómoda y más fácil de construir en ella, pero una parcela en pendiente puede tener más posibilidades, como por ejemplo conseguir buenas vistas desde la vivienda. En caso de que la parcela tenga pendiente, es importante conocer la orientación de la misma, ya que puede influir mucho en la manera de organizar la planta de la vivienda.

LOS CONDICIONANTES URBANISTICOS

Nos van a delimitar muchos aspectos clave, como puede ser la máxima superficie edificable, el número de plantas, alturas, superficie a ocupar en planta, si se puede hacer sótano o no, acabados exteriores, etc...Es importante conocerlos antes de comprar el solar.

ELEMENTOS EXISTENTES

Entre ellos, uno de los más importantes sería la vegetación y arbolado existente en la parcela. Hay que tener en cuenta que un árbol tarda muchos años en crecer y alcanzar su porte, por lo que si la parcela dispone de árboles adultos sería un plus a tener en cuenta. En cambio, si la vegetación es abundante, puede que sea necesario tener que eliminar algunos ejemplares. Y al respecto hay que tener en cuenta que muchos ayuntamientos ponen restricciones a la tala de árboles, aunque se encuentren en el interior de la parcela.

Otro factor a tener en cuenta sería si en el solar hay construcciones existentes. Aunque podría ser posible aprovechar algo, lo más normal sería tener que proceder a su derribo de forma previa a la construcción

SERVIDUMBRES

Hay que constatar que la parcela no tenga servidumbres de cualquier tipo que nos puedan dar problemas a largo plazo. Algunas servidumbres son evidentes, pero otras no, lo cual deberá constatarse con la nota simple del registro de la propiedad. Se debe comprobar también que no pase por la parcela ninguna canalización de agua, alcantarillado o electricidad que de servicio a otras parcelas, que nuestra parcela no reciba aguas de otra parcela, que no haya construcciones adosadas a los linderos, servidumbres de luces o vistas, etc...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.