El pasado 7 de julio fue publicado en el Boletín Oficial del Estado la disposición que establece la obligatoriedad de pasar la ITE en todos los edificios de España.

Según esta disposición, los edificios con una antigüedad superior a 50 años, salvo que las Comunidades Autónomas fijen distinta antigüedad en su normativa, destinados preferentemente a uso residencial deberán ser objeto, en función de su antigüedad, de una inspección técnica periódica que asegure su buen estado y debida conservación.

Leer la publicación del BOE completa (Artículos 21 y 22)

La mayoría de los madrileños piensan que su casa es absolutamente segura. Pero la realidad es que casi la mitad de los edificios de más de 30 años de la capital deben ser reparados por la aparición de grietas, de goteras o, incluso, de problemas estructurales que pueden derivar en un derrumbe. Concretamente, el 44,6% de los inmuebles de Madrid no superan la Inspección Técnica de Edificios (ITE), según datos facilitados por el área municipal de Urbanismo.

Desde 2000, el Ayuntamiento obliga a pasar la ITE a los edificios de más de 30 años. En ese tiempo han pasado este examen 69.430 inmuebles, casi tres cuartas partes de las construcciones de la ciudad. Las mayores deficiencias se han encontrado en Centro, donde el 61% de las inspecciones acaban con resolución desfavorable. Tampoco salen bien parados los pisos de Arganzuela, Chamberí o Tetuán (ver tabla). La ley obliga a los edificios con dictámenes negativos a hacer reformas urgentes para evitar el colapso.

Leer la noticia completa

2

Las construcciones enterradas antiguas suelen presentar problemas de humedades debidos a la falta de impermeabilización de sus muros en la cara en contacto con el terreno. La falta de conocimientos o de tecnología adecuada son las causas que explican esta falta de impermeabilización.

La continua exposición de los muros a las humedades del terreno junto con la falta de ventilación de los mismos originaban que estos espacios resultaran inhabitables y solo aptos como lugares de almacenamiento.

Si se quiere solucionar este problema, la solución más rápida es aplicar un impermeabilizante de base cementosa por la cara interior de los muros, que sea capaz de actuar tanto a favor como en contra de la presión del agua. De esta forma, se consigue solucionar el problema evitando tener que hacer costosas excavaciones en el exterior del edificio.

La aplicación de estos productos debe realizarse por empresas especializadas, y prestando especial atención a los puntos singulares que puedan encontrase en cada caso en concreto.

Como siempre, os animamos a que expongais cualquier duda relativa a este tema en la sección de comentarios. Intentaremos darle respuesta lo antes posible.

 

aislamientos ecologicos

La creciente sensibilización en materia medio ambiental de la sociedad hace que ésta demande cada vez más el uso de productos naturales cuya fabricación no suponga fuertes impactos medio ambientales y que puedan ser facilmente reciclables.

Esto ha provocado la aparición de numerosos materiales de aislamiento realizado con materias primas naturales, como puedan ser el cáñamo, corcho, virutas de madera o la lana de oveja. Estos materiales ofrecen un buen aislamiento térmico (aunque suele ser algo menor que los aislantes plásticos, como el poliuretano o el poliestireno) combinado con un buen aislamiento acústico y permeabilidad al vapor de agua, lo que facilita la transpiración del edificio.

...continúa leyendo "Aislamientos Ecológicos"