Ayudas Rehabilitacion Edificios

Las ayudas actualmente existentes para la Rehabilitación de Edificios se enmarcan en lo dispuesto en el Plan Estatal de Fomento del Alquiler de Viviendas, la Rehabilitación Edificatoria y la Regeneración y Renovación Urbanas, 2013-2016.

Este Plan, de carácter estatal, debe ser regulado por las Comunidades Autónomas para su efectiva implantación. Esto quiere decir que son las CC.AA las encargadas de gestionar la recogida de solicitudes, de determinar si procede la ayuda, su cuantía, y en el último término, hacerla efectiva a los beneficiarios.

El Plan 2013-2016 establece diversos programas de actuación, entre los cuales nos interesa destacar por ser los más relacionados con la temática de este blog los siguientes:

  • Programa de fomento de la rehabilitación edificatoria.
  • Programa de fomento de la regeneración y renovación urbanas.
  • Programa de apoyo a la implantación del Informe de Evaluación de Edificios.
  • Programa para el fomento de ciudades sostenibles y competitivas.

En este artículo vamos a analizar el primero de ellos.

...continúa leyendo "Ayudas para Rehabilitar Edificios 2013-2016"

30

Uralita

El fibrocemento, más conocido como "uralita", es un material de construcción constituído habitualmente por una mezcla de un aglomerante inorgánico hidráulico (cemento) reforzado con fibras orgánicas, minerales y/o fibras inorgánicas sintéticas. Para la fabricación del fibrocemento, originalmente se utilizaba el amianto como fibra de refuerzo, pero cuando se hicieron patentes los problemas de asbestosis que éste provocaba, se fue abandonando paulatinamente su uso en los distintos países.

El fibrocemento ha sido utilizado principalmente en cubiertas, recubrimiento de paramentos exteriores y en forma de tuberías, bajantes, etc.

Es un material relativamente económico y muy ligero por lo que se utilizaba ampliamente en la construcción de almacenes y naves ganaderas, aunque su uso también estuvo muy extendido en edificios residenciales construidos con escasos recursos económicos.

El fibrocemento, por sí mismo, no es peligroso, ya que lo que es cancerígeno son las fibras de amianto que contiene en su interior, por lo que su simple presencia no entraña peligro. Ahora bien, si el fibrocemento se rompe por cualquier causa, ya sea por envejecimiento o al manipularlo, es cuando empieza a soltar fibras de amianto que pueden ser respiradas por las personas que trabajen o vivan en el entorno.

...continúa leyendo "Reparación de cubiertas de fibrocemento deterioradas"

ite desfavorable cubiertasEste apartado también suele provocar un buen número de inspecciones desfavorables, causadas generalmente por una falta de mantenimiento de las cubiertas.

En el caso de cubiertas inclinadas, es frecuente encontrarnos tejas rotas o desplazadas. En algunos casos, el desplazamiento de tejas puede llegara a afectar a un faldón entero. Este desplazamiento de tejas puede reducir el solape de las mismas, facilitando así las filtraciones de agua al interior del edificio.

También se deben inspeccionar los aleros de remate de la cubierta, sobre todo en aquellos casos en que sean de madera, ya que la humedad ha podido haberlos deteriorado.

También hay que vigilar el estado de los canalones, ya sean vistos u ocultos, a fin de comprobar que no se encuentren obstruidos y realicen adecuadamente sus funciones de evacuación de agua.

En cubiertas planas (o azoteas), debemos inspeccionar fundamentalmente el estado de los puntos singulares: encuentros con petos perimetrales o chimeneas, sumideros, juntas de dilatación, etc…

Si la lámina impermeable se encuentra a la vista, es necesario comprobar su integridad. Al respecto, debe decirse que las soluciones a base de telas asfálticas a la intemperie, aunque sean del tipo autoprotegido, no son las más recomendables, ya que los cambios de temperatura las someten a procesos de dilatación-contracción que las acaban cuarteando y desgarrando.

En las azoteas también es frecuente encontrar que las pendientes no se hayan correctamente ejecutadas, de forma que el agua se queda estancada, lo que puede provocar daños tanto al material de cobertura o a la tela impermeable.

Finalmente, tanto en cubiertas planas como inclinadas se deberá comprobar el estado de chimeneas, petos, antenas, etc…a fin de asegurar su estabilidad.

Como siempre, os invitamos a usar la sección de comentarios para exponer cualquier duda que tengáis con relación al tema aquí tratado. Intentaremos responderos lo antes posible.

Si este artículo te ha gustado, te puede interesar:

Google+